Archivo de la etiqueta: Diagnóstico temprano

Autismo: ninguna consulta es temprana

Estoy cansada de leer a madres que ven características de autismo en su hijo y que no hacen la consulta con el especialista porque el entorno (incluso el pediatra) les dicen que espere. (Si me pagaran por cada vez que leo esta situación, sería millonaria).
Les cuento un secreto: los especialistas en diagnóstico de autismo NO MUERDEN. Aclaro esto porque cuando las madres dudan si hacer o no la consulta, el entorno pareciera responder a este planteo como si el solo hecho de pensarlo fuera un delirio total, o como si atentara contra la integridad del niño. Sí, ya lo sé, el miedo no es al profesional, sino a la palabra AUTISMO. Esa palabra que queda tan linda en cartelitos de Facebook, pero que el solo hecho de verla asociada a su niño, les causa escalofríos.
Supongamos que el niño no tiene ningún diagnóstico: entonces la consulta con el profesional servirá para despejar dudas y quedarse tranquilos.
Ahora supongamos que el niño sí tiene un diagnóstico, sea o no autismo: entonces la consulta con el profesional servirá para tener respuestas inmediatas, pero, por sobre todo, para tener herramientas inmediatas.
Un error común es no consultar con un profesional especializado (y quedarse con la incertidumbre) porque el psicólogo amigo o el pediatra minimizan nuestras dudas. Que quede claro: consultar con un profesional que no se ha capacitado en diagnóstico y abordaje de autismo le brindará una opinión tan valiosa como pudiera ser la del almacenero de su barrio.
¿Cómo encontrar un profesional capacitado? Buscando grupos de familias de su zona y pidiendo recomendación de profesional neurólogo o psiquiatra pediátricos, que se dediquen a estos diagnósticos.
¿Qué conseguimos con esperar? Nada, absolutamente. Y no solo eso, sino que el tiempo que se pierde, no se recupera.

Ninguna consulta al especialista es demasiado pronta. Dentro de dos años vas a poder decir que consultaste inmediatamente y conseguiste un diagnóstico temprano, o que perdiste un año por dejarte llevar por la opinión de personas sin conocimiento. En definitiva, la decisión siempre es tuya.

Fuente: Maternidad Atipica.

Licencia de Creative Commons
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported.

Anuncios